miércoles, 9 de enero de 2008

El anillo del poder

El sábado vi en Antena 3 la película del Señor de los Anillos, el retorno del Rey. Nunca había visto ninguna película de esta trilogía.. Reconozco que me encantó por la forma que tiene de abordar el comportamiento humano, sus miedos, la nobleza de corazón, el deseo de hacer lo correcto, la corrupción y la dejadez. Es una obra de arte la metáfora del anillo y el poder. Como cuando una persona alcanza un grado de poder, de cualquier tipo, económico, personal, político,, sexual... puede verse arrastrado por el y ya ser realmente difícil escapar a el, a su poder. Gollum es un personaje que representa muy bien lo que la ansia de poder puede hacer en el ser humano. Gollum es el personaje feo que repite constantemente “mi tesoro, es mio.” El era un hobbit, como Frodo, el protagonista de la historia, el de la foto, al que el poder ha ido consumiendo hasta consumirlo. Casi al final de la película hay una escena en la que Gollum le roba el anillo a Frodo y, después de una lucha entre ambos, cae a un mar de lava, Gollum a pesar de estar hundiéndose su atención está en el anillo que lo sostiene en la mano y el lo último que se hunde. ¿Cuántos hombres y mujeres se han hundido igual que Gollum por el poder sin darse ni siquiera cuenta de los que les está pasando? Aquí me gustaría hacer una distinción entre ansia de poder y sueños. El poder es autodestructivo, proviene del ego y nunca satisface pues siempre se quiere más. Los sueños producen alegría, ganas de vivir, tener sueños es renacer cada mañana a la vida, provienen de la esencia y el solo hecho de tenerlos y caminar hacia ellos ya producen satisfacción. Esto es tan elemental que se tendría que enseñar en la escuela. Y tu ¿ansias poder o caminar hacia tus sueños?

2 comentarios:

  1. Anónimo4:44 p. m.

    Hola Elvira,

    Me incorporo a tu blog y me atrevo a ponerte un comentario. Soñar es un proceso mental involuntario en el que se produce una reelaboración de informaciones almacenadas en la memoria, generalmente relacionadas con experiencias vividas por el soñante el día anterior. El soñar nos sumerge en una realidad virtual formada por imágenes, sonidos, pensamientos y/o sensaciones. Yo ansío cubrir mis metas, metas que me marco y la principal de todas es ser feliz, soñar es bonito y motivador, pero hay que ser realista y establecer tus propias metas Las metas tienen que ser conseguibles ya que si no pueden llegar a desmotivar. El poder suele identificarse con la noción de fuerza. ¿A quién no le gusta ser fuerte? Si respondo a tu pregunta yo ansío tener “poder” para conseguir mis “sueños”. Un beso guapa. Manuel

    ResponderEliminar
  2. Anónimo1:55 a. m.

    Hola Elvira,

    para mi el verdadero poder esta en mi, en estar bien conmigo misma y sentirme feliz por tomar mis propias decisiones, en luchar por lo que creo y lebantarme cada vez que me caigo, en no dejar de creer en mis sueños y no siempre hacer los de los demas.

    Un beso

    a

    ResponderEliminar